Saltar al contenido
🥇 ▷ TiroalPalo.co | DIRECTOS DEPORTIVOS ⚽✅🏆✅ ONLINE

“Si el equipo recupera el espíritu, no importa el rival”

El Atlético de Madrid salió vencedor en el derbi ante el Real Madrid (3-1). El técnico rojiblanco, Diego Pablo Simeone, compareció en zona mixta y se enorgulleció del trabajo de sus jugadores, así como el haber recuperado el espíritu tras dos mazazos como ante el Valencia o la Lazio.

Fin
Jornada 6

Atlético

Atlético

31
Real Madrid

Real Madrid
24 SEP 2023

Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid, destacó este domingo, tras la victoria por 3-1 contra el Real Madrid, que “lo más grande fue el espíritu que tuvo el equipo”, consideró que hizo “un grandísimo partido desde lo defensivo y lo ofensivo” y repasó que preparó el duelo para hacer “daño por los costados”, porque sabía que su rival “sufría en los centros laterales al segundo palo”.

“Hicimos un partido muy bueno, interpretado por mí de esta manera. En el primer tiempo entramos fuertes, sabíamos que podíamos hacer daño por los costados, sabíamos que sufrían en los centros laterales al segundo palo e intentamos entrenarlo, buscarlo, mostrarlo y lo ejecutaron de la mejor manera. La jugada de Griezmann, la de Saúl en dos oportunidades vinieron de ese lugar”, analizó.

“Lo más grande de hoy fue el espíritu que tuvo el equipo. Cuando un equipo tiene ese espíritu y sube de abajo a arriba y desde arriba baja ese espíritu de la gente, somos un equipo complicado. Cuando estamos juntos desde todos los lugares, nos hacemos más fuertes”, continuó el técnico.

“Necesitábamos hacer un gran partido, veníamos del partido en Valencia, que ya decía que no estaba preocupado, porque conozco a los jugadores, sabía que veníamos de la selección, que podía pasar. Hicimos un gran partido en Roma que pudimos haber ganado y hoy jugaron el partido que la gente necesitaba ver. La gente necesita ver ese espíritu, competencia, un equipo que sea agresivo, hablamos en el descanso que si retrocedíamos como hicimos en el 2-0 entrábamos en la zona de ellos”, explicó. 

“Esa zona en el 2-1 era todo peligroso. Si jugábamos igual, perdíamos el partido. Interpretar que el partido estaba en el atacar y apareció el tercer gol, alejamos ese espacio donde ellos se sienten más seguros y hacen ser temerosos para los rivales”, agregó Simeone. 

“En la segunda parte volvimos a ser consistentes en defensa y jugar, sobre todo, jugar, porque el equipo tiene armas para poder hacerlo, cuando combinan, se asocian, cuando está el espíritu, sobre todo de querer mostrarse, para encontrar el juego asociativo para poder atacar, el equipo respondió”, repasó Simeone, que insistió en que su equipo hizo un “grandísimo” encuentro “desde lo defensivo y lo ofensivo”.  

“Me pone contento que mañana los chicos van a ir al colegio con la camiseta del Atlético de Madrid. Eso me pone muy feliz”, enfatizó.

Dos de los tres goles fueron obra de Álvaro Morata. “Hizo un partido extraordinario, más allá de sus dos goles, por su participación, implicación y su trabajo. Necesitamos este Morata. Sabemos que lo puede hacer, sabemos que tiene sus armas para llegar a los números que él busca y que nosotros necesitamos”, apuntó.

“Y, a partir de esta confianza que siempre da la regularidad y los goles que viene haciendo, ojalá que pueda mantenerse en este nivel, como es tanto para la selección española como para el Atlético de Madrid un delantero importante”, añadió.

También habló de la reaparición de Koke Resurrección, tras 5 semanas de baja por una lesión muscular. “Es importantísimo para nosotros. Venía de dos o tres entrenamientos, pero necesitaba el equipo su figura dentro del campo. Axel venía haciendo tanto de central como de centrocampista un trabajo muy bueno, pero entendía que la presencia de Koke en el arranque del partido nos podía dar cosas muy positivas”, expuso.

“Entendía que en el descanso ya había dado lo que esperaba y entró Witsel. La entrada de Correa también fue muy buena, la de Memphis, lo mismo, Galán, en ese poquito que entró, mostró rebeldía y eso es lo que estamos buscando”, continuó.